Cabeza logo

header ads

En abril arrancarán fotomultas

El costo del contrato para operar las fotomultas en Puebla creció en relación con el de los gobiernos panistas porque el número de cámaras de vigilancia pasará de 15 a 157 y tendrán una tecnología más sofisticada, aseguró el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta.

El mandatario aseguró que su gobierno actúa con “honestidad y buena fe”, por lo que rechazó que exista un sobrecosto en el contrato que la Secretaría de Administración firmó con la empresa Intecproof por 773.6 millones de pesos durante 36 meses.

“Eran 15 cámaras, hoy son 156 cámaras de diferentes circunstancias y condiciones…  por eso honestidad y buena fe, todos los días pueden decir algo de algo, pero al momento que sale la nota se cae porque todo está bien llevado, estoy limpio y voy a seguir limpio”, declaró al ser cuestionado sobre el tema.

El gobernador indicó que la tecnología de las nuevas cámaras permitirá el reconocimiento de automóviles robados, además de que crecerán en número, de 15 a 157, motivo por el que el contrato que se firmó con Intecproof se quintuplica.

En un comunicado difundido posteriormente, el gobierno del estado precisó que al terminar el contrato en diciembre de 2022, los radares serán propiedad de la administración estatal, lo que no ocurrió con el anterior contrato.

Según informó la Secretaría de la Función Pública a una solicitud de información realizada por el portal Con los Ojos Abiertos, durante el gobierno de Rafael Moreno Valle se firmaron dos contratos con la empresa Autotraffic para que operara las fotomultas por 151.9 millones de pesos, con vigencia de septiembre de 2013 a julio de 2019.

En su comunicado, la administración actual aseguró que con los nuevos equipos se habría pagado más si Autotraffic continuara con el servicio.

“Bajo el supuesto de que la anterior empresa Autotraffic hubiese instalado y operado la misma cantidad de radares de velocidad que Intecproof, el Gobierno del Estado pagaría 900 millones de pesos por tres años, es decir, pagaría 126.4 millones de pesos más por el mismo servicio a 36 meses”, se indicó en el boletín.

El gobierno del estado reiteró que Autotraffic operó con 15 cámaras, aunque los puntos en donde los anteriores gobiernos indicaron que había radares eran más de 30, distribuidos en el Periférico Ecológico, la vía Atlixcáyotl, Cúmulo de Virgo, Bulevar del Niño Poblano, la recta a Cholula, avenida Las Torres, y carreteras estatales como la que conduce a Valsequillo.

Arrancan en abril
Las fotomultas se reanudarán en abril una vez que concluya el cobro del control vehicular, aunque aún no se define cuál será su costo. 

La administración estatal precisó que los radares también incluyen:

-Sistema de administración de infracciones.

- Sistema de control vehicular, diseñado especialmente para el Gobierno del Estado, que le permitirá migrar el sistema con el que actualmente cuenta (que tiene una antigüedad de 26 años) y compartir información en tiempo real con distintas instancias gubernamentales.

-Sistema para la detección de vehículos buscados a través de la matrícula.

-Mantenimiento preventivo y correctivo de los radares, incluyendo los que son propiedad del Gobierno del Estado.

-Impresión de boletas de infracción y notificación de estas.

-Con respecto a las evidencias, la empresa se encargará de su procesamiento, del equipo y de la adaptación y acondicionamiento del área que designe el Gobierno del Estado para llevar a cabo estos trabajos.

Publicar un comentario

0 Comentarios