Cabeza logo

header ads

En el CERESO murió un reo

Un interno del CERESO murió de un infarto, dicen.
7 de febrero de 2019
Tras purgar su condena por la que fue sentenciado a 22 años de prisión por el delito de robo calificado y asociación delictuosa y 7 por felonía,  un interno murió en el área de urgencia médica del Centro de Reinserción Social (Cereso) de San Miguel, al parecer de un infarto, reportó a la Fiscalía General del Estado (FGE).

A las 19:40 horas del lunes 3 de enero, personal de la Fiscalía General se trasladó al Cereso de San Miguel para dar inicio a las diligencias del levantamiento de cadáver, de quien en vida se llamó Gabriel Pulido García.

El caso fue radicado en la carpeta de investigación 1998 del año 2019 en la zona centro de Puebla.

Publicar un comentario

0 Comentarios