jueves, 22 de septiembre de 2016

Liberan orden de aprehensión contra probable homicida de periodista

Un juez de control ya liberó una orden de aprehensión contra el probable homicida del periodista Aurelio Cabrera Campos, aunque aún no ha sido localizado, según lo informó este martes Fiscalía General del Estado (FGE).

A través de un comunicado indicó que “problemas personales” forman parte del móvil principal del homicidio cometido el pasado 15 de septiembre.

La Fiscalía no menciona el nombre del presunto agresor, sin embargo en la región de Huauchinango autoridades ministeriales catearon la casa de Pedro Garrido, el propietario del periódico La Voz de la Sierra, en donde trabajó Cabrera Campos.


El hoy occiso tuvo diferencias con Garrido y renunció para fundar su propio medio, "El Gráfico de la Sierra", un semanario que cubría sobretodo información policiaca.

Este martes la FGE indicó que dentro de la carpeta de investigación 751/2016/Huauchinango se estableció que Aurelio Cabrera tenía problemas anteriores “con una persona que labora en un medio en el que antes también trabajaba el occiso”.

Refirió que después de ser baleado y antes de fallecer, la víctima proporcionó el nombre de su agresor a un policía federal que lo auxilió, y datos del vehículo en el que huyó.

Ésta información coincide con los antecedentes señalados y corroborados dentro de las diligencias, se indicó.

“Con base en el análisis de la información y el desarrollo de una serie de cateos y diligencias que incluyen labores técnicas, científicas y de campo por parte del agente del Ministerio Público, la Agencia Estatal de Investigación, y el Instituto de Ciencias Forenses, la Fiscalía General del Estado identificó al homicida y obtuvo elementos probatorios en su contra para judicializar la carpeta de investigación y obtener del Juez de Control la orden de aprehensión que está vigente en contra del probable responsable”.

Se indicó que la investigación sigue abierta y aún no se refiere que el agresor haya sido detenido.

Con la exigencia de que se aclare el asesinato del reportero de policía Aurelio Cabrera Campos, periodistas, activistas y ciudadanos hicieron una concentración frente a Catedral donde demandaron al gobernador Rafael Moreno Valle una postura oficial sobre estadísticas que señalan que Puebla ocupa las primeras posiciones en cuanto al número de agresiones contra comunicadores en lo que va del año.

Samantha Páez, vocera de la Red de Periodistas en Puebla leyó una misiva enviada al mandatario exigiendo también medidas, reconocimiento y atención para el ejercicio del periodismo.

“Nos preocupa que en Puebla el libre ejercicio del periodismo se vea obstaculizado por el nivel de intolerancia que se manifiesta en la mayoría de los funcionarios públicos de los tres órdenes de gobierno. No queremos que la cifra negra de periodistas asesinados siga creciendo. No queremos que Puebla se convierta en un estado de alto riesgo para los periodistas. No aceptamos que nuestra profesión, que solo tiene el interés público de informar a la población sobre los acontecimientos cotidianos, sea un oficio de muerte”, señaló.

Nos censuraron a todos, nos asesinaron a todos”: Hernández

“Periodistas, es tiempo de unidad total en el gremio poblano. No mataron a Aurelio Cabrera Campos, no: censuraron a El Gráfico; nos censuraron a todos, nos asesinaron a todos”, dijo Misraim Hernández a nombre de La Casa de Periodistas.

Luego que trascendiera que la Fiscalía General del Estado (FGE) tiene como principal línea de investigación en el crimen del periodista, una disputa de tipo profesional, la organización refirió que el procurador Víctor Carranca, ha usado  medios nacionales en su desesperación por limpiar la imagen del gobernador y de su Fiscalía antes de la protesta nacional que se llevó a cabo en el Ángel de la Independencia.

En la víspera,  agentes de la Policía Estatal, ministeriales catearon el domicilio de Pedro Garrido, el propietario del periódico La Voz de la Sierra, en el municipio de Xicotepec, donde laboró el periodista Aurelio Cabrera Campos, director del semanario El Gráfico que fue asesinado dentro de su camioneta el pasado jueves 15 de septiembre.

Hace unos meses, Garrido Cuevas descalificó el trabajo del periodista, publicando además una columna donde de inmediato se deslindó de los hechos en los que perdió la vida Cabrera.

Misraim replicó el mensaje de Claudia Martínez, delegada de La Casa del Periodista en Puebla: “Hago un llamado para decir al gremio que ha señalado inquisidoramente a Pedro Garrido, director de la Voz de la Sierra – como responsable del homicidio--: no somos ministerios públicos,  no somos jueces; somos periodistas y nuestra labor es informar. El llamado es para que la Fiscalía del estado realice el debido proceso y que haga públicas las pruebas que incriminan  a Pedro Garrido como autor intelectual. La FGE quiere matar dos pájaros de un tiro con esta acusación, es la manera más fácil de callar periodistas y medios incómodos”.

Periodistas con un clavel blanco solicitaron medidas cautelares urgentes para la familia del periodista Aurelio Cabrera Campos, así como para sus compañeros reporteros que en medio de la zozobra siguen desempeñando su labor informativa.

También demandaron políticas publicas especiales para salvaguardar el libre ejercicio del periodismo en zonas de alto riesgo como Teziutlán, Tehuacán, Acatlán de Osorio, Tecamachalco, Huauchinango, Xicotepec, Acatzingo, Tepeaca, Amozoc, Huixcolotla y Ciudad Serdán, donde el índice de agresiones a periodistas va en aumento.

La jornada terminó con el grito de ¡Justicia! y la entonación del Himno Nacional.

  

No hay comentarios: