viernes, 6 de mayo de 2016

Mueren albañiles por falta de protección personal

2016 0503 | En lo que va del año, por diversas razones pero principalmente por no contar con las medidas de seguridad correspondientes, al menos once albañiles han muerto tras caer de alturas considerables, recibir una descarga eléctrica o bien, quedar sepultados por un alud de tierra. 

El hecho más relevante fue aquel que ocurrió la madrugada del 8 de enero en las obra del Nodo Vial Atlixcayotl, donde siete trabajadores cayeron desde aproximadamente 30 metros de altura, luego de que la canastilla en la que eran subidos, colapsara por un sobrecupo ya que el peso que soportaba era de entre 120 y 150 kilogramos, según las fuentes consultadas en ese instante.

De forma inmediata tres perdieron la vida, y el resto fue llevado a un nosocomio, donde su estado de salud fue empeorando llevándolos a la muerte. Tras los hechos, la empresa constructora responsable, Alfa Proveedores y Contratistas SA de CV (Apycsa), inicialmente, el 11 de enero ofreció a los deudos una indemnización de entre 30 y 50 mil pesos por cada una de las víctimas, cantidad que fue rechazada por los afectados pues consideraron que se trataba de una cantidad mínima.


Tras la insistencia de los deudos, finalmente el 18 de enero, la empresa acordó con las familias el pago de 5 mil días de salario mínimo por cada uno de los alarifes, lo cual significó la cantidad de 365 mil pesos. Ayer, ante la celebración de la Santa Cruz que festejan todos los albañiles, el lugar lució vacío sin ningún arreglo floral en memoria de los siete fallecidos.

Tan sólo ocho días después del primer accidente, es decir, el 16 de enero, un alarife de 34 años de edad, murió al caer de 5 metros tras sufrir una electrocución mientras trabajaba en una bodega en construcción en la calle 30 de Abril y 14 de Octubre en la colonia Guadalupe Xonacatepec, perteneciente a la junta auxiliar de Santa María Xonacatepec. En este hecho otros dos trabajadores de la obra resultaron lesionados pero sobrevivieron y fueron llevados a un nosocomio.

En tanto, el 23 del mismo mes, en su primer día de trabajo, Gregorio Aguirre Colox de 51 años de edad, pereció luego de que le cayera encima una barda, mientras trabajaba en un cuarto de servicio del Hotel Posada Señorial en la Prolongación 3 Norte esquina con 16 de Septiembre en San Andrés Cholula. 

En su momento, compañeros del hoy occiso dijeron que el quincuagenario estaba golpeando la barda con un marro pero debido a que no estaba bien apuntalada, se venció.

Por otro lado, el 14 de febrero el deceso de otro albañil se sumó a la lista, ahora se trató de un vecino de la junta auxiliar de San Pablo Xochimehuacán, quien fue sepultado por un alud de tierra cuando junto con otros colonos que buscaban darle a sus familias una mejor condición de vida, arreglaban de manera independiente un drenaje comunitario inconcluso. Ese día, el varón fue llevado todavía con signos vitales a un hospital pero más tarde pereció.

El último caso se trata de un joven de 24 años de edad, quien recibió una descarga eléctrica mientras laborada en la remodelación del segundo piso de una vivienda de la colonia Independencia. Por error, el alarife tocó los cables de electricidad con un tubo. Lo anterior el 14 de marzo de los corrientes. Es así como en lo que va del año, un importante número de trabajadores de la obra han perdido la vida. 

No hay comentarios: