jueves, 28 de abril de 2016

Femenicidios, riña, violencia, asalto, robo y otros en La Guadalupana

Entre feminicidios, riñas con lesionados de gravedad, baleados, asaltos violentos a casa habitación, escuelas y negocios, es como se encuentra la unidad habitacional La Guadalupana, perteneciente a la junta auxiliar de San Francisco Totimehuacán, donde incluso sujetos presuntamente ligados con robo al interior de viviendas fueron capturados, entre ellos un veracruzano y un colombiano.

Lo anterior, viene a reforzar las declaraciones de algunos vecinos, quienes en entrevista dijeron a El Sol de Puebla que la mayoría de los delitos que ahí se cometen los llevan a cabo personas que no son de la colonia y que solamente llegan a rentar.
Quienes accedieron a hablar sobre este asunto, indicaron que los mayores problemas que padecen los vecinos son asaltos a casa habitación y riñas.

Bajo el anonimato declararon que muchas veces tiene ubicados a los responsables pero que por la seguridad de su familia y el temor a las represalias, prefieren callar.

De 2015 a la fecha, en esta zona se han registrado al menos 6 hechos violentos y una detención relacionada a estos actos delictivos.

El 5 de septiembre de 2015, en el paraje conocido como "Tepalcoyo Los Barrancos", a un lado de la unidad habitacional, se cometió el feminicidio de la maestra de preescolar Verónica Espinosa Arcos, de 43 años de edad, quien fue reportada como desaparecida y tiempo después fue hallada muerta en dicho paraje.

Al respecto, como en su momento lo esclarecieron las autoridades ministeriales, la víctima fue asesinada en el referido lugar a piedrazos, a manos de Mauricio Rico R., de 23 años de edad, sujeto con el cual sostenía una relación sentimental y que habría cometido este crimen con la finalidad de robarle su vehículo, una camioneta Jeep. El presunto culpable fue detenido y procesado por estos hechos.

El 9 de diciembre, vecinos del lote 1, manzana 4 de la Segunda Rotonda de Nuestra Señora de Los Remedios, fueron blanco de la delincuencia. Y es que la miscelánea llamada "El Supercito", fue abierta e incendiada, dejando cuantiosas pérdidas materiales.

De acuerdo con la información recopilada en aquel momento, en el lugar de los hechos, los responsables de la deflagración habrían sido los mismo sujetos que días antes asaltaron la tienda, balearon a uno de los dueños y los amenazaron para que no interpusieran la denuncia de ley mediante lo cual se investigaría lo ocurrido.

El incendio que se registró por la madrugada movilizó a bomberos, paramédicos y policías municipales asignados a las distintas juntas auxiliares.

Por otro lado, el 13 de enero de 2016, se suscitó una riña entre dos sujetos de bandas contrarias en la zona. Mientras uno de los involucrados fue baleado en un glúteo, el otro acabó golpeado y sin algunas piezas dentales. Lo anterior por la madrugada en la avenida Nuestra Señora de Guadalupe, lote 9, manzana 6, número 13-B esquina con calle Asunción.

Los vecinos comentaron en ese momento, que un día antes estos sujetos junto con otros más, protagonizaron una riña donde uno de los bandos fue el que ganó y por ello, aparentemente, quisieron cobrar revancha. Los lesionados en el segundo enfrentamiento fueron atendidos por paramédicos de SUMA y Cruz Roja, quienes los trasladaron al Hospital General del Sur.

Desde entonces, los colonos denunciaron que en esa zona se reúnen varios hombres para cometer actos delincuenciales.

Más allá de los ataques y de las riñas, el 28 de febrero del año en curso, se hizo presente el delito de robo a casa habitación pero con lujo de violencia, pues aparte del dinero del que se apoderaron, los hampones amenazaron a la dueña de la casa con violar a su hija si no accedía a sus exigencias.

Como este medio oportunamente lo dio a conocer, los hechos tuvieron lugar en un domicilio de la calle Nuestra Señora de La Luz esquina con Nuestra Señora de Guadalupe, donde un grupo armado ingresó por medio de una de las ventanas de la cocina para poder cometer su delito. Ahí, amagaron a una mujer de aproximadamente 46 años de edad y a sus dos hijas de entre 16 y 18 años.

Tras perpetrar su robo y golpear a la dueña del inmueble, los ladrones se dieron a la fuga.

Al mes siguiente, este tipo de asuntos no pararon de suscitarse en La Guadalupana pues el 5 de marzo, vecinos protagonizaron una batalla campal en las calle Virgen de Los Remedios y Virgen de Guadalupe, lugar al cual llegaron elementos policíacos del estado y del municipio a bordo de al menos 15 patrullas.

A pesar de la movilización policial, los uniformados no pudieron hacer nada ya que los involucrados se encontraban en propiedad privada. Según los datos recabados, dos mujeres, un menor de edad y un adulto, fueron quienes resultaron heridos.

Y si en el hecho anterior los oficiales no pudieron detener a los responsables, sí lograron hacerlo con dos sujetos que aparentemente estuvieron inmiscuidos en el violento asalto a casa habitación del 28 de febrero, donde se apoderaron de un botín cercano a los 50 mil pesos.

Fue el 17 de marzo cuando elementos de la Policía Municipal implementaban un rondín de vigilancia en la zona, de pronto se percataron de la actitud sospechosa de tres varones que iban a bordo de un automóvil a alta velocidad. Los policías les marcaron el alto pero los sospechosos hicieron caso omiso por lo que se inició una persecución que acabó en la aprehensión de tres supuestos delincuentes que se identificaron como Marco o José Antonio R., o Jorge F., y César Augusto A., de 35, 30 y 24 años de edad, respectivamente.

Según información oficial, los dos primeros varones son originarios de Veracruz y el último de Colombia. Mediante los trabajos de investigación, se supo que estaban relacionados con el referido atraco a casa habitación, además trataron de sobornar a los oficiales y se encontraban en posesión de un arma punzocortante.

Finalmente, el 22 de marzo se tuvo conocimiento de dos asaltos; uno de ellos a una institución educativa y otro a un cibercafé. Respecto al primer hecho, se trató de un asalto a "Ciber World" que encuentra en las calles Nuestra Señora de Los Remedios esquina con Nuestra Señora de Guadalupe, donde tres sujetos empistolados irrumpieron y se apoderaron de dinero en efectivo, dos teléfonos celulares y una cartera. En tanto, la primaria "José Guadalupe Posada", no se salvó del hampa pues los amantes de lo ajeno se llevaron consigo equipo de cómputo, proyectores y material didáctico.

Es ante este tipo de delitos y crímenes, los vecinos solicitan mayor patrullaje y vigilancia en la zona, pero principalmente en la parte baja de la unidad habitacional que es donde se han registrado la mayor parte de los hechos enumerados líneas arriba. 

No hay comentarios: